Google+ Followers

domingo, 8 de diciembre de 2013

Mis fotos con Piel Fort, calidad 100% de Ubrique.

   El momento de atesorar nuestros recuerdos comienzan el día de nuestra boda, o el momento en que decidimos unirnos y comenzar una vida juntos, desde ese momentos son tantos los días y recuerdos que vamos creando a nuestro paso...






   Si pudiera retratar cada día en que me hiciste reír...
   Un camino juntos siempre es reír y llorar y que bonito si es de felicidad... como aquel día tan esperado en que una nueva vida llega a la familia.
   Tus recuerdos crecen con cada comento de felicidad, con cada cumpleaños, un bautizo, una comunión o aquel viaje compartimos que nos hizo tan felices...

    Y como el camino de la vida es tan duro no nos podemos olvidar de retratar a todos aquellos que amamos y formaron parte de nuestra vida por si un día nos faltan que su recuerdo permanezca siempre.

   Yo no quiero una foto en una caja de zapatos. Mi vestido de novia en seda ha de guardarse para siempre tanto su tela como su imagen. 
   Mis dulces niñas, se podría ver cada día de sus tiernas vidas en las muchas fotos que las han visto crecer. Todas estas fotos son preciosos tesoros que guardo de la mejor manera, nuestras sonrisas se guardan entre la mejor piel trabajada en manos de maestros artesanos de Piel Fort. 
   Desde las tierras andaluzas con raza y nombre propio como es Ubrique se trabajan los mejores álbumes de fotos en piel, reconocidos en todo el mundo, utilizados por celebridades y casas reales.
  Álbumes de Piel Fort trabajados a mano, numerados y certificados para que su calidad sea lo principal que llega a nuestras manos y el lugar donde descansan nuestras fotos y todos nuestros recuerdos.


www.pielfort.es (España)

 www.pielfort.fr (Francia)

www.theleatheralbum.com (Internacional)

Poema de un recuerdo.
 Jorge Luis Borges

Dime por favor donde no estás
en qué lugar puedo no ser tu ausencia
dónde puedo vivir sin recordarte,
y dónde recordar, sin que me duela.

Dime por favor en que vacío,
no está tu sombra llenando los centros;
dónde mi soledad es ella misma,
y no el sentir que tú te encuentras lejos.

Dime por favor por qué camino,
podré yo caminar, sin ser tu huella;
dónde podré correr no por buscarte,
y dónde descanzar de mi tristeza.

Dime por favor cuál es la noche,
que no tiene el color de tu mirada;
cuál es el sol, que tiene luz tan solo,
y no la sensación de que me llamas.

Dime por favor donde hay un mar,
que no susurre a mis oídos tus palabras.

Dime por favor en qué rincón,
nadie podrá ver mi tristeza;
dime cuál es el hueco de mi almohada,
que no tiene apoyada tu cabeza.

Dime por favor cuál es la noche,
en que vendrás, para velar tu sueño;
que no puedo vivir, porque te extraño;
y que no puedo morir, porque te quiero. 






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Disfrutabox Reset.

   Terminamos la temporada de verano y sabemos que estos últimos días hay volver a la rutina, al cambio de tiempo y todo ello sin que nos su...